Mayores en Red Gobierno

En una entrevista donde el sentimiento de tristeza y de impotencia se manifestó en las expresiones del Sr. Fernando Alessio, un productor agropecuario integrante de la comisión de apoyo a la Capilla San Agustín, ubicado entre El Arañado, Sacanta y Villa San Esteban, conocimos como la delincuencia obligó a devotos católicos a tomar la decisión de vaciar la capilla que tiene mas de 140 años de presencia de fe en esta parte de la zona rural de Córdoba.

Recordemos que llegaron a robarse hasta las campanas históricas, y que a pesar de realizar las denuncias correspondientes, la investigación policial no llegó a ningún resultado satisfactorio todavía.

Los municipios de El Arañado y de Sacanta, junto a los productores agropecuarios vecinos del lugar siempre trabajaron juntos para el mantenimiento de esta reliquia histórica , que se encuentra ubicada al lado del Camino Real. Cuenta la historia que en esta capilla se encomendó a Dios el General Urquiza y sus soldados allá por 1860. En 1882, Fray mamerto Esquiu, a cargo del Obispado de Córdoba y La Rioja, presidio la misa en la fiesta religiosa de San Agustin. Todo aconteció en esta Capilla, a la que también iba el Santo cura Brochero.

Un pequeño poblado creció alrededor de la capilla y el oratorio, un pueblo de trabajo y de fe. En 1911 los rieles del ferrocarril se alejan del camino real y se alejan  cerca de 10 kilómetros de San Agustín. Su destino estaba sellado. Los habitantes se van alejando en búsqueda del progreso. Queda ella, la Capilla, junto a su Oratorio, esperando a tantos fieles que se acercaban a pedir por las cosechas, por las familias, por el dolor de dejar todo y comenzar de nuevo en Argentina. Fue la Capilla de la gente sencilla del campo, la que con tanta fe y respeto veneraba a su Santo.

Todo cambió para mal, solo fue en los últimos años. Comenzaron los hechos de destrozo, robos. La Capilla de San Agustín, testigo de nuestra historia regional, hoy se encuentra vacía, las imágenes de los Santos y la Virgen, el Cristo, todo esta resguardado. Sus campanas ya no suenan. El silencio y el vacio entristecen a un pueblo y su historia.

Compartimos el video de la entrevista realizada en FM VIVE 98.3 al Sr. Fernando Alessio